Eco-Viajes

BIENVENIDO A UNA RUTA DE CUEVAS NATURALES, MINAS Y CANTERAS ÚNICAS EN EUROPA Y LA PENÍNSULA IBÉRICA

Un viaje subterráneo por la provincia de Burgos: cinco paradas para espíritus curiosos

Una apasionante hoja de ruta que nos lleva a algunas de las cuevas naturales más importantes del mundo, a las canteras donde se extrajo el sillar de la catedral de Burgos o el material de construcción del Titanic. Y todo ello, sin salir de la provincia de Burgos
Minas Puras
Minas Puras

Cueva Palomera: uno de los sistemas cavernarios más grandes de España

Hablar de Ojo Guareña es hacerlo, no sólo de uno de los complejos kársticos más grandes de la península ibérica y del mundo, también de una experiencia indescriptible, donde naturaleza y hombre se dan la mano y conducen a un viaje único por las profundidades no sólo de la tierra, también de la Historia. Monumento natural por su riqueza geológica, hidrográfica, morfológica y científica, éste es además el lugar en donde construir el misterioso puzle de la evolución humana, desde el Paleolítico Medio a nuestros días.

La Cueva Palomera forma parte de la red principal de galerías subterráneas del Complejo Kárstico de Ojo Guareña y es uno de los sistemas cavernarios más grandes de España. En total, 110 kilómetros de galerías y cavidades, distribuidas en seis niveles, siendo el cuarto en el que se inicia la visita.

Aquí, el visitante tiene la sensación más cercana posible a una experiencia de espeleología: el paseo por las galerías se hace sólo con la luz de un frontal en el casco, permitiendo una comunión con el entorno muy personal y de una forma muy distinta a la de otras cuevas turísticas. A medida que uno se va adentrando en la gruta, los sentidos se van agudizando para recibir el olor a bosque y líquenes, el ruido del silencio, la oscuridad absoluta, el brillo de los techos, el repiqueteo de las gotas del agua y las maravillosas formaciones que se han formado durante siglos y siglos…

Ojo Guareña_3
Ojo Guareña

Cueva de Fuentemolinos: una de las mayores en su género en todo el mundo

Bienvenidos a una de las cuevas más importantes del mundo en conglomerado calizo. Un título de pro que, traducido a palabras, la distingue como un tesoro espeleológico único a nivel planetario. Bienvenidos a la Cueva de Fuentemolinos. ¿Que qué hace especial en el mundo a este lugar de incuestionable belleza? Su gran rareza geológica. La particularidad principal de la Cueva de Fuentemolinos es que se formó sobre una masa de conglomerados calcáreos que se depositaron hace unos 35 millones de años y que se caracterizan por la redondez de los cantos. Esta enorme singularidad, junto a sus más de 4 kilómetros de desarrollo, la sitúan entre las mayores cuevas del mundo en su género.

El recorrido de la cueva sigue una corriente de agua subterránea que ha horadado la cavidad en tres niveles, con gran profusión de formaciones rocosas -estalagmitas, estalactitas, columnas, gours, banderas, coladas y excéntricas -, que confieren al lugar su enorme magia y belleza.

Esta joya natural se localiza en Puras de Villafranca, una bonita localidad de montaña del municipio burgalés de Belorado, donde se encuentra también la siguiente parada de este particular viaje subterráneo: las minas de manganeso.

Fuentemolinos 1
Fuentemolinos

La mina de manganeso más antigua de España y de donde salió el material del Titanic

La provincia de Burgos cuenta con la mina de manganeso más antigua de España y el único complejo de estas características en la actualidad. Nos hallamos en Puras de Villafranca, localidad de montaña y núcleo de explotación de manganeso durante casi 150 años (de 1844 hasta 1968). También uno de los más importantes en su época: España fue uno de los principales países exportadores de este mineral a comienzos del siglo XX y de aquí saldría el material con el que se construyeron numerosos barcos de aquel entonces, entre ellos el Titanic.

El complejo minero de Puras de Villafranca estuvo en activo hasta 1968. Visitarlo en la actualidad permite vivir en primera persona la experiencia minera del siglo XIX: descubrir la labor de los mineros, sus herramientas, las infraestructuras y los procesos industriales, desde los lavaderos del mineral a la turbina que generaba la electricidad, pasando por las oficinas… así como los usos del mineral extraído.

La experiencia es tan auténtica como que son las minas originales (no se trata de una reproducción) y es posible adentrarse en dos de las minas reales: la “Mina Pura” y la “Mina El Comienzo”. Además, en la zona se han restaurado varios edificios, que, junto con la experiencia museística, permiten un viaje en el tiempo a la mina más antigua de España.

Minas Puras
Minas Puras

Las minas de Atapuerca y el único museo subterráneo de minerales de Europa

Y de una mina a otra. Esta vez nos vamos a las minas de hierro que esconde la Sierra de Atapuerca para adentrarnos, una vez más, en las profundidades de la provincia de Burgos y realizar un viaje en el tiempo con la naturaleza y las tradiciones como compañía.

Estamos en 1908 y “Mina Esperanza”, en la localidad de Olmos de Atapuerca, echa a andar, si bien no es hasta mediados del siglo XX cuando la actividad es notable en un total de 290 hectáreas de terreno en los que diariamente los antiguos mineros bajaban al fondo de la tierra. Y así hasta que, en 1973, la falta de rentabilidad de las explotaciones derivada del elevado coste del transporte obligó a cerrarlas. Aquel duro viaje diario del que fue testigo “Mina Esperanza” durante casi setenta años hoy en día se puede emular, gracias a más de 200 metros visitables de galerías subterráneas que, a la luz del queroseno, permiten recordar su aspecto y revivir una aproximación a cómo se desarrollaban las tareas en este escenario a semi oscuras, plagado de laberínticos recovecos, vagonetas y raíles originales. Aquí incluso el visitante tiene la posibilidad de picar el mineral y transportarlo por las vías.

A través de las galerías se alcanza la gran Caverna de distribución, donde se aloja el único museo subterráneo de minerales de Europa. La salida al exterior se hace por el antiguo pozo de ventilación, desde 30 metros de profundidad y, una vez en el exterior, el visitante puede ver las explotaciones a cielo abierto, donde un festival de colores baña el paisaje en una foto única.

SONY DSC
Minas de Olmos de Atapuerca

Los orígenes de la Catedral de Burgos

A 25 kilómetros de Burgos, en las profundidades de los montes de Cubillo del Campo, un laberinto de galerías y salas conforman el conjunto monumental “Patrimonio de la Luz”, un lugar inesperado en las entrañas de la tierra.

Allí, hace 100 millones de años, se formó una preciada y blanca caliza que se convertiría en piedra angular y seña de identidad de algunos de los monumentos más importantes y conocidos de la provincia. Como la Catedral de Burgos, Patrimonio de la Humanidad de la Unesco, pero también el castillo y las murallas de la capital, su arco de Santa María y la popular Casa del Cordón, así como un sinfín de conventos, palacios blasonados y casas solariegas que se extienden por la provincia de Burgos y no sólo ella.

Descender a las profundidades de la tierra, al mismo lugar donde hace ochocientos años los canteros extrajeron la joya que era y sigue siendo aquella piedra clara, es hoy una experiencia de viaje muy singular.

El visitante puede adentrarse en dos de las galerías abiertas al público general: las denominadas “La Catedral” y “El Pozo”. El recorrido está lleno de sorpresas y espacios inauditos, en donde los juegos de luces y sombras crean ambientes mágicos que, sumados a la caprichosa arquitectura natural, el rugir de las tripas de la tierra y el escuchar de la Historia de la mano de los guías, hacen volar la imaginación a lugares insospechados y muy lejanos. Y es que los últimos estudios realizados apuntarían a que la extracción en la cantera dataría por lo menos de la etapa romana…

Para completar la experiencia de viaje, también es posible realizar rutas de senderismo y BTT, que permiten descubrir el privilegiado entorno verde y rocoso del lugar, así como visitar algunos de los pueblos más bonitos de la provincia, de gran patrimonio histórico y arquitectónico, sitos en las inmediaciones.

Ojo Guareña
Ojo Guareña